Clasificación de cañones

Actualizado: 4 de nov de 2021

Una guía para entender la clasificación de rutas de cañonismo o barranquismo según la ICAN y la ACA



No existen dos cañones (barrancos para la gente de España) iguales. Cada ruta tiene características que la hacen única. Sin embargo es posible, hasta cierto punto, medir ciertas cualidades para tener una mejor idea de a qué nos estamos enfrentando.


Existen múltiples escalas para medir el grado de dificultad de un cañón. Dos de las más populares son las escalas de la ICAN y la ACA. ICAN es el International Centre for Adventure and Nature (antes International Canyoning Network) y es la asociación de cañonismo más antigua y de más prestigio a nivel mundial. Nació en Europa y es reconocida en todo el mundo. ACA es la American Canyoneering Academy (antes ACGA American Canyoneering Guides Association) y es la versión estadounidense de la ICAN.


Es más reciente, ha tenido muchos cambios y aplica más para el continente americano.

Ambos organismos tienen su propia escala que determina los 3 principales factores de una ruta de cañonismo: factor técnico (cuerdas y rapeles), carácter acuático (intensidad de corrientes e hidráulicos) y el nivel de compromiso requerido (tiempo promedio para realizar la ruta).


Es importante tomar en consideración que las características describen a un cañón en condiciones normales. Todos los cañones son susceptibles a cambiar considerablemente en una crecida o fuera de su temporada habitual y es necesario hacer una evaluación en caso de encontrar condiciones distintas a las descritas.


En cuanto al nivel de compromiso (tiempo), los cañones describen grupos promedio de 6 a 8 personas. Es de esperar que con grupos mayores o menos experimentados, los tiempos se puedan extender.


ICAN

La nomenclatura de la ICAN contiene 3 segmentos:


Los primeros 2 segmentos van del 1 al 7 aumentando en dificultad y el tercer segmento hasta el VI romano.



Carácter vertical y acuático ICAN


La tabla de compromiso determina la cantidad de tiempo necesario para realizar el recorrido completo, considerando la aproximación a pie, el descenso del cañón y el camino de retorno hacia los vehículos. Además mide riesgos relacionados con crecidas y escapes del cañón.

Nivel de compromiso ICAN